#SéAMAble

2.5.17

Hoy es el día mundial de lucha contra el bullying, y PRH Argentina lanzó una campaña muy linda para hablar de lo que se tiene que hablar: #SéAMAble es un hashtag que hace ya unas cuantas horas está siendo utilizado por lectores, libreros y gente en general que tiene algo para decir, sea compartiendo una foto, una frase o algo más.

Hoy las redes se llenaron de fotos de esta preciosura que, si alguna vez tuvieron la oportunidad de ver mi hermosa cara y escuchar mi maravillosa voz mientras hablaba de libros, saben que recomiendo hasta el cansancio, y no es por nada: La lección de August nos habla de amabilidad, de amor, de amistad, y constantemente nos hace reflexionar una y otra vez sobre nosotros mismos y sobre aquellos que nos rodean. 

Y la pregunta que se me viene a la mente cada vez que vuelvo a pensar en esto es... ¿estoy siendo la mejor versión de mí misma?

Más allá de la discusión del bullying (y de qué es bullying, ya que las marcas en el cuerpo son la última expresión de algo que se viene gestando hace muchísimo tiempo), me gustaría que todos nos hagamos esta pregunta antes de irnos a dormir esta noche. Y mañana, y después de mañana, y en diez años también. Es crucial que nos conozcamos a nosotros mismos y que conozcamos a los demás, porque entonces no corremos peligro de decir algo que pueda herir a otra persona. Si estamos felices con nosotros mismos, si realmente somos nuestra mejor versión, entonces no vamos a tener necesidad de consciente o inconscientemente herir a alguien. 
Últimamente, los adultos pasan mucho tiempo hablando del acoso escolar, pero el verdadero problema no es tan evidente como que un chico le tire a otro una gaseosa en la cara. Es el aislamiento social. Son las bromas crueles. Es la manera que tienen de tratarse los unos a los otros.
El libro de los preceptos del Señor Browne, R.J Palacio
Si aún así no sabés si decir algo o no, dejame decirte que alguna vez leí: sólo tenés que decirlo si es algo que la otra persona puede arreglar en los próximos diez minutos (se te corrió el maquillaje, te manchaste con comida, te ataste mal el pelo). Si es algo que no puede arreglar en los próximos diez minutos (o nunca), no lo digas (estás más gordo/a, esa ropa te queda mal, no me gusta tu nariz). 

Y si llegaste hasta el final y no sabés con quién hablar, acá estoy. No juzgo, no comparto nombres ni historias que no sean personales... sólo escucho. Yo en su momento necesité alguien con quien hablar, y nació el blog y mi diario íntimo. No todos tienen la posibilidad, no todos tienen la facilidad... así que, si no les caigo demasiado mal (?), puedo ser esa amiga u oreja que necesitan. Tampoco soy la única que está dispuesta a escuchar, así que no están solos. No dejen tampoco que otros estén solos. Apoyémonos y querámonos entre todos, y seamos un poquito más felices.

2 comentarios:

  1. Casi me Dejaste sin palabras Flor... pero creo que es algo maravilloso y unico que alguien preste su oido al alguien. A veces, hay problemas que que se pueden solucionar solo con escuchar a alguien. Asi que espero que esta campaña nos haga a todos mirarnos por dentro y preguntarnos; como ya dijiste: estoy siendo la mejor versión de mí misma? Estoy dispuesta a ser el oído, y porque no también, las palabras de alguien que este pasando por este abuso?? Eso algo que jamas debe dejar de estar en nuestros pensamientos... Gracias por la entrada!

    ResponderEliminar
  2. Hermoso Flor! <3 Y es cierto, es importante entender que NO ESTAMOS SOLOS. Si la popularidad de Flor los intimida, yo también estoy siempre dispuesta a escuchar <3

    “¿Podríamos hacer una nueva regla: intentar ser siempre más amables que lo necesario?… Como seres humanos, llevamos dentro no solo la capacidad para ser amables, sino la elección de poder ser amables”

    ResponderEliminar

¿Algo para decir?